Ir al contenido principal

Tips para encontrar la camisa blanca perfecta

La camisa blanca es el básico que no debe faltar en el clóset de toda mujer. Revisando mi clóset a finales del año pasado, me di cuenta de que tengo muchas camisetas blancas pero no una camisa en dicho color. Así que decidí lanzarme a la búsqueda de la opción perfecta. Pero, ¿cómo encontrarla? Aquí comparto contigo algunos tips:


Examina la tela y elige según tu necesidad
Este es obviamente el paso más importante pues la tela determinará la durabilidad de tu camisa y su versatilidad. Al evaluar que tela elegir, deberás tener en cuenta el clima del país donde te encuentres. Por ejemplo, en República Dominicana lo ideal son opciones frescas en telas que respiren como el algodón 100%. O si estás en un país donde el clima es variable según la temporada, deberás decidir si prefieres comprar tu camisa para la temporada de verano, en una tela como lino por ejemplo; o para la temporada de otoño-invierno, quizás en una mezcla de algodón con lana. 

Procura que sea una tela que se sienta suave y flexible, que al moverla no se sienta muy acartonada. 

Busca una opción fácil de lavar y planchar
Esto también tiene mucho que ver con la tela. Si, como a mí, no te gusta planchar, puedes ahorrar un poco más y dedicar mayor presupuesto a buscar una camisa de esas “non-iron”, es decir, que no necesariamente requieren planchado. Éstas simplemente las lavas y las pones a secar en una percha y voilá, listas para usar. 

También puedes considerar comprarte una planchita de vapor, pues éstas te ayudan a planchar rápidamente una camisa sin necesidad de montar todo un aparataje con tabla de planchar y demás. 

Procura que el cuello sea firme
El cuello es una parte súper importante al elegir una buena camisa. Procura elegir una camisa de cuello firme, que se mantenga en su sitio y que no se vea desnivelado. Tampoco debe quedarte apretado pues a algunas personas, el roce con el cuello de la camisa puede causar picazón y alergias. 

Este artículo me gustó mucho y tiene algunos tips geniales referente al cuello de una camisa.


Qué entalle prefieres y cómo te gustaría usarla
Al elegir tu camisa es bueno tener claro también en cómo te gusta usar este tipo de prenda. Algunas chicas por ejemplo las prefieren bien entalladas y con pinzas que marquen perfectamente la silueta, además prefieren llevarlas por dentro de la falda o el pantalón. 
En mi caso es todo lo contrario, las prefiero holgadas y me encanta llevarlas por fuera con leggings o skinny jeans. Además suelo doblar las mangas estilo tres cuarto. 

En el primero de estos casos necesitarías una camisa tipo “Slim-fit” e incluso quizás necesites ajustarla con algún sastre para que quede perfectamente entallada a tu cuerpo. Ojo: No es lo mismo una camisa bien entallada que una camisa apretada. En ello radicará la diferencia entre un look elegante y otro totalmente fallido. Presta especial atención a la zona del busto, evitando que la tela entre los botones se estreche o se abra en esta área. 

En el caso de que prefieras una pieza más holgada, una camisa de entalle regular será tu opción. 


Atrévete con un corte diferente
Yo por el momento estoy buscando mi camisa básica. Pero si ya tienes la tuya, no está de más que tengas también una versión más creativa de la camisa blanca. Esta la puedes buscar más barata, según las tendencias de la temporada. 

Atrévete con detalles como las mangas tipo globo, botones grandes, péplum o un estilo cruzado al frente. Con esta camisa y cualquier pantalón o falda estampada lograrás un look elegante y a la vez creativo. 


No descartes las opciones masculinas
Hace unos años, tuve una compañera de trabajo que me confesó que todas sus camisas las compraba en la sección masculina y luego las llevaba a entallar con un sastre de ser necesario. Yo por supuesto comencé a aplicar su tip y definitivamente doy testimonio de que se suelen encontrar opciones bastante creativas cuando buscas en esta parte de tu tienda preferida. 

Definitivamente, este año he decidido trabajar en crear mi fondo de armario con piezas básicas que valgan la pena. Mi idea es invertir en buenas piezas reusables de calidad que me duren un buen tiempo y sean cómodas. Y luego de vez en cuando añadir una que otra pieza más barata según las tendencias del momento para darle dinamismo a mi clóset. 

Espero te hayan servido estos tips y te apuntes a la idea de comprar menos y mejor. Déjame tus comentarios debajo. 

Fotos via PopSugar.com

Comentarios

Entradas populares de este blog

En Traje de Mujer

¿Qué tal si este mes hablamos de trajes? Cuando las mujeres comenzaron a usar pantalones fue toda una revolución. Un momento que rompió las normas establecidas y que también significaba un reclamo por igualdad. 



Con los pantalones también vino la posibilidad de que la mujer se vistiera de traje, traje que significaba “business” o su propio espacio en el mundo de los negocios y la posibilidad de participar no sólo como trabajadora, sino también como líder dentro de las empresas antes dirigidas por hombres. ¡Por eso un traje siempre nos hace sentir poderosas! 
Así que este mes de marzo, Mes de la Mujer, hablamos de trajes femeninos y maneras de usarlo. 
La falda estuvo primero Para la mujer trabajadora, inicialmente la opción era usar trajes con faldas. Sigue siendo una combinación muy femenina que no tienes por qué descartar de tu clóset. 








El traje que prefieras Hoy en día ya no hace falta contar con mucho presupuesto para encontrar el traje perfecto para ti. Todas las tiendas de fast-fashio…

Más allá del negro: Trajes full color

En lugar de apostar a lo seguro, esta semana te invito a mirar más allá de las opciones convencionales y añadir color a tu traje de sastre.

Por Yaneris Michel
Digamos que este post es como una segunda parte de mi post anterior: “En traje de mujer”. Y es que luego de motivarte a apreciar las diferentes maneras en que puedes llevar un traje de sastre, con pantalón o con falda, ahora quiero motivarte a que te decidas por una opción fuera de lo acostumbrado. 
No está mal tener lo que yo llamo la opción “uniforme”, ese traje que te puede sacar de un apuro y por el que puedes decidirte rápidamente no importa la ocasión, de día o de noche. Este generalmente suele ser negro, azul marino o gris. Y por supuesto, es un básico en el fondo de armario de cualquier mujer. 
Sin embargo, hay vida más allá del traje negro, y divertirnos con la moda es uno de los placeres de los que podemos gozar y debemos aprovechar. Hay opciones para todos los gustos y presupuestos, que puedes encontrar desde Forever21 a …